estilo Art Deco

Estilo art deco en el hogar: ¿cómo aplicarlo en el hogar?

El estilo art deco es un sinónimo de sofisticación y mucha alegría con reminiscencias del minimalismo y el continuo movimiento en sus formas. Surgió en la década de 1920 como una confluencia de apariencias de Egipto y la Grecia antigua. La tendencia logra cautivar y mantenerse vigente hasta nuestros días.

Se convirtió en un movimiento artístico que abrazaba muchas ramas, como la moda, la arquitectura, el mobiliario o el interiorismo, entre otras. Presenta dorados, líneas rectas en paralelo, diseños contundentes y belleza por doquier. Se trata de un estilo en franca tendencia y que no pierde vigencia.

¿En qué consiste y cómo se integra en el diseño interior del hogar?

Después de su nacimiento, el estilo art deco vivió casi dos décadas de cierto éxito hasta que se dejó a un lado su importante influencia, especialmente en países como Estados Unidos, que es una verdadera cuna de este estilo. A partir de los años 80 y 90, la línea volvió por sus fueros y recuperó ese glamur que nunca debió pausar. La arquitectura y el interiorismo, especialmente, fueron los orígenes de un resurgir por todo lo grande.

Hoy, en su continua evolución y adaptación, el diseño aprovecha la sabiduría de su centenario para destacar la sobriedad, los colores lisos, formas geométricas, materiales nobles y líneas envejecidas y contundentes. Puedes integrar el estilo art deco a tu casa de distintas maneras.

Materiales

  • Metales: El uso del hierro forjado, el bronce, el acero y la plata con acabado cromado es muy común en muchos elementos de la casa.
  • Maderas: La de ébano, amboyna burl o la jacarandá brasileña son muestras del tipo de madera que se utiliza con diversos diseños.
  • Vidrios: Los cristales son muy habituales en las aplicaciones del estilo. Se usa, por ejemplo, el cristal floral multicolor, con espejo o escarchado. También las lámparas y botellas con diversas formas geométricas son usuales.

Texturas

El cuero en los pufs y los sofás está muy extendido. También el terciopelo en cojines y otras superficies. Precisamente, en los cojines también suele usarse el dorado con brillo y la seda.

Cerámicos de interiorismo

Lucen muy bien en tus suelos y paredes. Además, otorgan sofisticación al hogar. Suelen verse cerámicos en colores eléctricos y patrones geométricos.

Colores

La fusión de tonos es parte del ADN de este estilo decorativo y arquitectónico. El negro se usa como base en fusión con el blanco, plata u oro. El conjunto cromático da una sensación de seriedad y elegancia perfecta para aplicarla en objetos decorativos, complementos y detalles de mobiliario. También se puede crear contraste con diferentes tonalidades de verde.

Mobiliario

Puedes recurrir a los muebles de madera con tapizados en terciopelo o cuero y espejos. Este mobiliario debe tener formas geométricas acompañadas de líneas modernas y simples.

Accesorios

La plumas, diversos diseños geométricos, espejos grandes, esculturas de bronce, marcos decorados, estampados de flores y animales como pavos reales o ciervos son muy habituales en el diseño interior del hogar.

Ideas de interioristas para desarrollar el art déco en tu hogar

Hoy, el estilo puede utilizarse con algunas piezas modernas y un toque de personalidad propio. Hay muchas opciones.

Papel pintado

Las diferentes formas geométricas son claves en esta tendencia. El papel pintado con formas geométricas puede dar a tus espacios un aire muy interesante. Los tonos oscuros, grises y algunos toques de beige son ideales para zonas como los dormitorios, pasillos o vestíbulos.

Los diseños de líneas onduladas o rectas, círculos, espirales o motivos de fauna (como gacelas, panteras o pavos) transmitirán a tu vivienda una sensación de dinamismo.

El suelo

En esta parte tan importante de la casa, prima la utilización de una variedad cromática limitada. Destacan el negro, el marrón o los grises (es decir, siempre tonos oscuros). ¿Por qué? Porque en este estilo deben predominar los objetos decorativos como figuras, espejos o muebles.

Entre los materiales ideales para el suelo, están los laminados, la madera, alfombras con formas geométricas impresas o moquetas. Incluso, el mármol también puede utilizarse. Entre los patrones que pueden emplearse, están los trenzados.

Armonía de los complementos

El art déco cuida los detalles y no añade muchos objetos decorativos. Las lámparas de techo, elementos de joyería, objetos con bordes dorados o en plata, las texturas (que comentamos) en tus sofás, sillas y cojines, etc. son relevantes para destacar.

Estar adaptado a las tendencias en el mundo de la decoración es clave para que tu hogar siempre esté a la vanguardia sin dejar a un lado la personalización. Contar con la ayuda de interioristas hará que tus espacios brillen más. Además de tus gustos, ellos aportarán su estilo y personalidad propios.

En Baunik, somos especialistas en elaborar proyectos integrales de decoración. Además, somos el aliado ideal para otros profesionales dedicados a la arquitectura o la decoración. El estilo art déco, el minimalismo, barroco, modernismo, etc. son parte de nuestra aportación para mejorar el brillo de cada hogar.

Compartir esta publicacion

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *